La belleza reside en el equilibrio.
En la armonia de formas y colores, texturas y olores…

Una armonia presente en la naturaleza, que es siempre nuestra fuente de inspiración .
De ella bebemos y a ella volvemos para que nos hable sin palabras y nos recuerde la importancia de ser uno mismo, sin artificios.

Han pasado ya más de diez años desde que iniciamos el proyecto de La Cerería.
Una pequeña tienda en una isla del Mediterráneo que ha evolucionado de forma natural hasta convertirse en lo que es hoy.
Un espacio abierto de mente y espíritu que respira compromiso con lo artesano, el arte, el buen hacer honesto, cercano y sostenible.
Con el menos es más, los pequeños detalles con importancia y las personas con alma.

Hemos llegado hasta aquí paso a paso, sin prisas … y es que para nosotros ser lento, también es bello …